Fotografía: Toni Miquel Oliva

Los campeones, Badalona Dracs, sumaron su segunda victoria de la temporada en feudo de L’Hospitalet Pioners (6-34). El derbi entre ambos equipos, que protagonizan una histórica rivalidad, estuvo dominado por los badaloneses, que siempre fueron por delante en el marcador. Pioners lo intentó, pero en ataque sufrió mucho ante la presión de la línea defensiva de Dracs, que impuso su ley. El QB norteamericano de Pioners, Khalid Ali, tuvo que lanzar casi siempre muy presionado y eso provocó varias intercepciones. Por el contrario, Sergi Gonzalo sí que contó con más protección de su línea y alcanzó los 4 pases de “touchdown”. Dos para Edu Morlans, que además anotó otro de carrera, y otros dos para el norteamericano Brandon Ravenel, que también sumó dos conversiones de 2 puntos en su cuenta particular. La única anotación de Pioners la consiguió el norteamericano Keaton Arden, tras recuperar un “fumble” y retornarlo hasta la “end-zone” de Dracs.

El fuerte viento en el Estadi Joan Serrahima dificultó el juego aéreo, pero Dracs también encontró huecos en el juego terrestre. Por esa vía llegó el primer “touchdown” de los pupilos de Óscar Calatayud, que en su primer “drive” ofensivo anotaron gracias a una carrera del “runningback” Edu Morlans. Con el 0-6 se cerró el primer cuarto. Pioners, ya en el segundo parcial, protagonizó una larga serie ofensiva, pero una nueva intercepción frustró sus intenciones de igualar la contienda. Dracs, por el contrario, castigó ese cambio de posesión con su segundo “touchdown”. Sergi Gonzalo lanzó un pase profundo a Brandon Ravenel, que situó el 0-12 en el arcador. Justo antes del descanso, Dracs volvió a recuperar el balón y aprovechó esos últimos instantes para ampliar su ventaja, con otro lanzamiento de Gonzalo a Edu Morlans (0-18).

Tras el descanso, Pioners y Dracs cambiaron de director de juego ofensivo. Ramón Figueroa, Head Coach de Pioners, apostó por situar a Khalid Ali de receptor y fue el joven Narcís Bach el que dirigió la ofensiva local. Dracs, por su lado, situó al norteamericano Lorenzo Melchiorre como QB. El partido se igualó en esta fase y un “fumble” retornado para “touchdown” del linebacker Keaton Arden recortó las diferencias (6-18). Dracs, sin embargo, no perdió el control de la situación y en el último cuarto Sergi Gonzalo, que volvió a la dirección del juego ofensivo, lanzó dos pases más de TD para certificar el triunfo badalonés.