Foto Lola Morales.

 

LG OLED Las Rozas Black Demons consiguió el billete a semifinales, donde se las verá con Murcia Cobras, pero Coslada Camioneros no se lo puso nada fácil. Se apuntaba una eliminatoria muy igualada, por el gran nivel de juego de ambas escuadras durante todo el año, y el partido no decepcionó. Mucha igualdad y unos Camioneros que, a pesar de la eliminación, cierran la temporada con un sobresaliente.

El “quarterback” estadounidense Jason Gaines, con tres pases de “touchdown”, fue uno de los artífices de la victoria de Black Demons, junto con los receptores Sergio Condés (2 TD) y Timothy Creenshaw (1 TD). Fue Camioneros, sin embargo, quien inauguró el marcador en los primeros compases del encuentro, con un pase de Óscar de Luna a José Miguel Bayod (0-6). El primer “touchdown” de Sergio Condés igualó la contienda (6-6), pero la iniciativa era para los visitantes, que incluso fallaron un “field-goal” para volver a ponerse por delante. En una nueva oportunidad, sin embargo, no perdonaron, y una carrera personal del QB Óscar de Luna acabó en la “end zone” de Black Demons (6-12). Los locales tuvieron que volver a remontar y lo hicieron antes del intermedio, golpeando por dos veces (19-12).

La lucha de poder a poder continuó en la reanudación, donde las defensas ganaron la partida. Camioneros luchó hasta el final para volver a meterse en el partido, pero no lo consiguió y Black Demons, con “field-goal” transformado por Jesús García-Valcárcel, amplió una ventaja que ya pudo mantener hasta el final.